El surgimiento del tiro penal “A lo Panenka”

Por Daniel Quintero Trejo

Cientos y cientos de veces hemos escuchado dentro del gremio futbolístico la famosa definición del tiro penal “a lo Panenka”, dicho cobro nació el 20 de junio del ya lejano 1976, gracias al jugador de nacionalidad checa, Antonín Panenka, único jugador en toda la historia de Checoslovaquia que le ha dado un título internacional a su selección.

Antonín era un tipo con clase y atrevido, un fuera de serie adelantado para su época. Referente dentro de su selección y famoso gracias a su juego dentro de las canchas de fútbol.

La definición “a lo Panenka” nació en la final de la Eurocopa de 1976, celebrada en Yugoslavia, donde el formato de la competición tenía por participantes a cuatro selección nacionales, figuraban países como Yugoslavia, Checoslovaquia, Países Bajos y la poderosa Alemania Federal, teniendo por finalistas a los germanos y a los checoslovacos.

El partido quedaría empatado a dos tantos en los primeros noventa minutos, dentro de los tiempos extra el marcador no se movería, llegando así a la definición de los tiros desde el punto penal.

Con el cansancio de los 120 minutos, las piernas pesaban y con los nervios de una final, los “tiros de castigo” se volvían aún más difíciles.

Por parte de Checoslovaquia los jugadores que decidieron tirar fueron:

  • Marián Masny (uno de los jugadores con más partidos disputados de la selección checoslovaca)
  • Zdenek Nehoda (jugador con más partidos de la selección checoslovaca)
  • Anton Ondruš (capitán de aquella selección y considerado de los mejores defensas de la década de los setenta)
  • Ladislav Jurkemik (defensa que defendió la camiseta del Inter Bratislava)
  • Antonín Panenka (referente de Checoslovaquia)

Ésta selección ha sido la generación dorada del fútbol checoslovaco, gracias a que en sus primeros cuatro tiros de penal habían acertado todos, faltando por definir el quinto y último tiro penal que pudiera dar el título de la Eurocopa de naciones.

Todo caería en los pies de Panenka, con el número siete en su espalda se perfiló de pierna derecha decidiendo lanzar el tiro penal, inventando una genialidad, picando el balón al portero alemán Sepp Meier, que defendía los colores de Bayern Múnich, venciéndolo a través de los once pasos y así dándole el título a su país.

Años después está definición lo hizo uno de los jugadores más populares dentro de la historia del fútbol.

Gracias a esto, su definición llevó el sobrenombre “a lo Panenka”, haciendo que muchos jugadores de fútbol intentarán está técnica, que necesita mucha práctica para dominarla a la perfección.

Recordemos que jugadores top del fútbol lo han intentado, embelleciendo este hermoso deporte. En la lista de jugadores que lo han imitado en los últimos años con éxito tenemos a:

  • Zinedine Zidane, que cobró el penal de esa forma en la final de la Copa del Mundo celebrada en Alemania del año 2006, frente a Italia.
  • Washington Sebastián “El loco” Abreu, en los cuartos de final del 2010 en Sudáfrica, ante  Ghana.
  • Andrea Pirlo hizo lo mismo en la Eurocopa llevada a cabo en Suiza y Polonia en el 2012 en contra de Inglaterra.
  • Alexis Sánchez en la copa América del 2015 teniendo como sede a Chile, logrando levantar el título de campeón, venciendo al todo poderoso Argentina.

Es así como han pasado cincuenta años con un día desde que Antonín maravilló al fútbol, dejando su huella por siempre en la historia del fútbol.

El surgimiento del tiro penal “A lo Panenka”